sábado, 14 de enero de 2012

Cómo mirarte a los ojos

ahora,

la desnudez efímera

de nuestros fracasos.


Siempre quise ser miliciana,

Pero ahora compro tetrabrik en los supermercados.

Los supermercados

Son lo más parecido a una sala de autopsias.


Pero la gente es tan gilipollas que paga por ello.



No vengas a lamerme las heridas.

Perro viejo,

me entretiene el olor a pólvora.

¿Nos vamos?

Y bla bla bla bla

Mmmmmmmmm

(se entiende que un beso,

quizá una caricia a medias).


Mi cúpula

Ha sido ya desarticulada.

1 comentario:

Freewheeling dijo...

Y si mirarte me diera más preguntas que respuestas??