lunes, 1 de febrero de 2010

No es lo mismo

¿Y qué haces en tus ratos libres?

Me depilo las cejas y pienso en lo que pudo ser

¿Y piensas en él?

Siempre, mientras como, mientras veo la tele y mientras me muerdo las uñas

¿Le quieres?

No puedo hacer otra cosa.

A veces me acuerdo de cuando íbamos al parque y hablábamos sobre la amante de mi padre y de cómo evitar que se notaran nuestros pechos.

Sí, yo también me acuerdo. Muchas veces.

Ahora apenas podemos vernos y odio el teléfono, lo sabes.

Lo sé. Puedes escribirme un email si quieres.

Vale, aunque no será lo mismo.

No, no lo será.

8 comentarios:

Pepe Cabrera Martinez. dijo...

un desarrllo en preludio....

austen dijo...

Me trae bellos recuerdos!
Cariños Ana!

DANI dijo...

No quiero parecer uno de esos pelotas, pero es que cada vez que te leo, me enamoro de nuevo.

Me voy a soñar contento.

Besos con mucho sueño.

Belén dijo...

Tienes razón, no es lo mismo...

Besicos

Espérame en Siberia dijo...

Peor es nada.

Mela dijo...

Morderse las uñas y sentir la estampida de recuerdos ... qué bonito es el enamoramiento, qué bonito haber disfrutado ... a veces dura un instante pero es inmortal para el corazón! Muacc

Igor dijo...

¿Cómo? En pocos metros te vas a muchos lados.
Tierno, melancólico. Casi no usas signos, muy depurado.

Paprika Jonhson dijo...

todo se desarrolla a un ritmo y en unas perspectivas que me gustan!